Al final de su vida útil, eliminar el producto según la normativa local